Pueblos indígenas del Foro de São Paulo presentaron Declaratoria Antiimperialista

Este sábado se realizó el Encuentro de Pueblos Originarios en el XXV Foro de São Paulo donde delegados nacionales e internacionales presentaron la Declaratoria Antiimperialista de los Pueblos Indígenas del Mundo. 

En este documento indígenas de Bolivia, Guatemala, Ecuador, Paraguay, Canadá, Perú, Colombia y Venezuela expresaron su repudio al racismo, a la discriminación y a la imposición de medidas coercitivas y unilaterales dictadas por el Gobierno de Estados Unidos contra Venezuela que atentan contra la paz y soberanía de la nación, además de su rechazo a la criminalización a la lucha social de los países con población indígena, una condena al informe presentado por Michelle Bachelet por estar apegada a intereses imperialistas y el apoyo a los pueblos indígenas del mundo que luchan por la defensa de sus territorios.

Cabe destacar que tras este Encuentro de Pueblos Originarios se acordó proponer la conformación de una Comisión Permanente del Foro de São Paulo que permita agrupar a diversos movimientos y organizaciones de izquierda «con la finalidad de consolidar un espacio de participación, debate y consulta internacional constante que permita hacer seguimiento al plan de lucha indígena».

Este espacio de encuentro y debate dirigido por la vicepresidenta para Pueblos Indígenas del Partido Socialista Unido de Venezuela Aloha Núñez, contó con el desarrollo de ponencias por parte de David Choquehuanca (Bolivia), Steadman Fagoth (Nicaragua) y Noelí Pocaterra (Venezuela), quienes brindaron importantes orientaciones en materia de descolonización, guerra cultural y diplomacia indígena.

Por Bolivia, David Choquehuanca, Secretario General de Alba, expresó «nuestra lucha es con nosotros, no contra ellos. Nosotros buscamos la armonía, la hermandad. Nuestros pueblos han sido invadidos, pero ya nos estamos levantando con un pensamiento propio; los pueblos indígenas necesitamos construir una nueva sociedad, tenemos que unirnos para defender nuestra soberanía, el momento es ahora».

La constituyente Wayuu Noelí Pocaterra mencionó en su intervención que la diplomacia de los pueblos es clave. «Es vital la unidad de la acción, no puede ser solo la unidad de los discursos. La paz debe prevalecer entre pueblos hermanos, no nos prestemos al juego imperialista que busca la división; nosotros los indígenas nos fuimos conquistados, fuimos invadidos. La paz de una nación no es asunto de Estado, concierne a los pueblos en general», dijo.

Por su parte, Steadman Fagoth, aseguró «no veo otro camino, la única opción para que el indio conserve su identidad, su cosmovision, que viva su mundo y se desarrolle con todo lo bueno que tenemos es la revolución».

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *